¿Cómo controlar las alergias en primavera?

Abedul, ciprés y plátano… ¡la naturaleza es hermosa! Que se lo digan a los millones de alérgicos franceses que, en cuanto llega la primavera, inician un concierto de estornudos, mocos y ojos llorosos. Aunque es difícil evitar estos inconvenientes, es posible limitarlos.

Anticiparse a las alergias en primavera

La Red Nacional de Vigilancia Aerobiológica (RNSA) lanza alertas sobre el polen. El objetivo de la RNSA es estudiar el contenido de partículas biológicas en el aire que puedan tener un impacto en el riesgo alérgico de la población, más concretamente el estudio de pólenes y mohos.

La red también ha creado una herramienta para seguir la evolución del polen en tiempo real. Se trata de una herramienta esencial para los alérgicos, que pueden así anticiparse a los picos de polen y limitar los efectos restrictivos de su alergia.


COMPARAR SEGUROS DE SALUD

Luz sobre los diferentes pólenes

No todos los pólenes son alergénicos. Los que son emitidos por las plantas anemófilas (es decir, cuyos granos de polen son esparcidos por el viento). Sólo se consideran alergénicos los granos de polen que tienen sustancias que se sabe que son inmunológicamente perjudiciales para el individuo.

He aquí un resumen de los árboles con potencial alergénico (0: ninguno; 5: muy alto)

Y un resumen de las plantas herbáceas con potencial alergénico (0: ninguna; 5: muy alta)

Infografía-herbácea-potencial-alérgica

Protegerse del polen

Aparte de la desensibilización, cuyos resultados también son inciertos, no hay otra forma de protegerse del polen.

Estos son algunos consejos para protegerse del polen:

  1. Descargue una aplicación para teléfonos inteligentes para anticiparse a los tiempos de crisis
  2. Aclarar el pelo por la noche antes de acostarse para evitar que el polen acumulado durante el día se deposite en la almohada / cambiarse de ropa
  3. No corte el césped
  4. Ventilación de la casa por la mañana temprano
  5. Evitar fumar
  6. No secar la ropa al aire libre
  7. No conduzca con las ventanillas abiertas
  8. Evite frotarse los ojos

Tratamiento de la alergia al polen: desensibilización

No existe ningún tratamiento que cure la alergia al polen. Estos calman, alivian un ataque de alergia y ayudan a la persona que la padece a pasar este desagradable período, pero la alergia volverá cada año en la misma época.

Sólo desensibilización (o inmunoterapia) se recomienda en los casos más graves de alergia. Estas técnicas permiten curar ciertas alergias. El principio consiste en acostumbrar de nuevo al organismo a la sustancia alergénica administrando la sustancia purificada en dosis crecientes hasta que el organismo deje de reaccionar. El objetivo es que, una vez realizada la desensibilización, el organismo deje de ser sensible (o lo sea mucho menos) a los distintos pólenes.

El inconveniente es que el tratamiento se extiende necesariamente a lo largo de varios años (de 3 a 5 años).

Hay tres métodos:

  • Por vía sublingual Este es el método más utilizado (8 de cada 10 casos). La persona alérgica se pone unas gotas de extracto alergénico en la lengua y lo deja actuar durante 2 minutos sin tragarlo.
  • Por pastilla Para fundir bajo la lengua, especialmente utilizado en las alergias al polen de las gramíneas
  • Por inyección Inyección: Se trata de una inyección, que se administra en la parte superior del brazo. Un médico o una enfermera deben poner la inyección.


Ahorre hasta un 40% en su seguro médico


Gracias a Assurland.com, compare gratuitamente sus pólizas de seguros personales en pocos minutos para estar protegido al mejor precio.


COMPARAR SEGUROS DE SALUD

[contact-form-7 id=»631″ title=»Salud»]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *